Legalización de marihuana en California preocupa a presidentes latinoamericanos

La presidenta de Costa Rica, Laura Chichilla, sostuvo que "es inevitable que conversemos y nos pronunciemos sobre este tema porque uno podría decir que, como mínimo, es un mensaje contradictorio en la lucha contra las drogas: por un lado, un estado populoso que originará un gran consumo y, por otro, una política federal que impulsa la persecución en nuestros países".
Chinchilla propuso crear un "corredor de seguridad" para enfrentar el narcotráfico. "Debemos comenzar por fortalecer el intercambio de información y coordinar esfuerzos", dijo.

"A pesar de los esfuerzos de Centroamérica en los últimos 20 años por superar problemas relacionados con el narcotráfico, la región pierde hoy en día más vidas en delitos asociados con éste que en los años que vivió en guerra", resumió.
Por su parte, el presidente hondureño, Porfirio Lobo, dijo que los diez países miembro del mecanismo de diálogo y concertación de Tuxtla deben pronunciarse sobre las "funestas" consecuencias que en la región tendría la legalización de la marihuana en California.

"En problemas graves como el narcotráfico y consumo de drogas, hay que llegar a acuerdos entre todos. Y ante la posibilidad de la legalización de la marihuana, tenemos que ir hacia la unificación en los pasos a seguir", enfatizó.
El Mecanismo de Tuxtla es un foro de concertación que busca articular esfuerzos de cooperación, desarrollo e integración en la región de Mesoamérica.

La agenda de la cumbre incluye temas de medio ambiente, la seguridad y la integración regional, así como desastres naturales, transporte, energías renovables, desarrollo social, integración energética y telecomunicaciones.
A la cumbre asisten también los presidentes de México, Felipe Calderón; Guatemala, Álvaro Colom; y Panamá, Ricardo Martinelli.

Acuden además, los vicepresidentes de Nicaragua, Jaime Morales, y de República Dominicana, Rafael Alburquerque. El presidente de El Salvador, Mauricio Funes, estará representado por su canciller, Hugo Martínez.
Colombia confía que en la cumbre se avance en la construcción de una línea de transmisión eléctrica de 600 km hacia Panamá, a través de la cual espera vender energía a Centroamérica. AFP

Categoria: