La CE aprueba las ayudas públicas de Alemania a sus empresas por la pandemia

La CE aprueba las ayudas públicas de Alemania a sus empresas por la pandemia

La Comisión Europea (CE) autorizó este domingo los planes del Gobierno alemán para proporcionar liquidez a sus empresas a través de préstamos subsidiados por el Estado para hacer frente al coronavirus, medidas que han podido ser aprobadas gracias a la flexibilización de las normas de ayudas de Estado.

"La Comisión concluyó que las medidas son necesarias, apropiadas y proporcionales para remediar una seria perturbación en la economía de un Estado miembro", dijo en un comunicado el Ejecutivo comunitario, destacando que están en línea con las medidas temporales adoptadas para facilitar la concesión de apoyo Estatal.

En concreto, Alemania ha recibido autorización para dos programas de concesión de créditos a través de su banco de promoción nacional KfW, el equivalente al Instituto de Crédito Oficial en España.

El primero de ellos permitirá al banco público cubrir hasta el 90 % de los riesgos de préstamos a empresas de mediano y gran tamaño que tengan una madurez de hasta cinco años y no superen los 1.000 millones de euros por compañía.

El segundo permitirá que el KfW y bancos privados proporcionen a través de un consorcio préstamos en los que el Estado cubrirá hasta el 80 % del riesgo de un préstamo específico, pero no más del 50 % de la deuda total de la empresa.

Liquidez tras crisis

Berlín prevé dar hasta medio billón de euros en liquidez con estas medidas, según indicó el Gobierno alemán al anunciar el paquete hace unos días.

"Estas medidas permitirán al KfW proporcionar liquidez en forma de préstamos subsidiados a empresas afectadas por el brote de coronavirus. Esto se hará en cooperación estrecha con bancos comerciales", explicó la Comisión.

El Ejecutivo comunitario ha dado luz verde al considerar que las medidas están en línea con el Marco Temporal de Ayudas de Estado puesto en marcha a raíz de la pandemia, ya que los préstamos solo cubrirán las necesidades de liquidez en el futuro próximo, se concederán solo hasta finales de este año y estarán limitados a un máximo de seis años de duración.

Según Bruselas, los acuerdos del KfW con los bancos comerciales garantizarán que las ventajas que reciben a través de estos préstamos subsidiados se trasladan efectivamente a las empresas.

La Azul adoptó el 19 de marzo este Marco Temporal, que permitirá a los Estados, de manera excepcional, canalizar ayudas en forma de ventajas fiscales, avales y préstamos públicos a empresas, y apoyos a la banca para hacer frente al impacto económico del coronavirus.

Este sistema, que ya se utilizó en 2009 durante la crisis financiera, permite a Bruselas autorizar ayudas públicas que en circunstancias normales no serían aceptadas siempre que vayan "destinadas a poner remedio a una grave perturbación en la economía de un Estado miembro". EFE

IR

Categoria: