Lo que hace la cafeína a tu cuerpo

Se sabe de sobra que la cafeína no es buena para el cuerpo humano, pero… ¿sabías que puede producirte muchos más problemas de los que creías? Si eres hiponcondríaco, te aconsejamos que pares de leer, porque todo lo que te contamos aquí es verdad. Si eres de esas personas que dicen “no soy persona sin un café”, cuidado.

Ya sabemos cuáles son los efectos positivos: nos mantiene despiertos y en alerta. Pero los efectos positivos no compensan los negativos, si son extremadamente graves. Eso lo tiene que valorar cada uno. Pero comenzamos con la necesidad de ir más frecuentemente al baño, porque la cafeína es drenante. Esto no tiene por qué ser malo, pero lo es si te es difícil concentrarte en tu trabajo, y tienes que levantarte cada cierto tiempo para orinar.

Además, beber café puede producirte temblores, si se bebe en exceso. Y si comienzas con una taza, estás más cerca del día en el que consumas cuatro o cinco porque ya no te hacen efecto. Además, si dejas de tomar café y estás muy habituado a ello, puede darte también un pequeño síndrome de abstinencia, que incluye estos temblores.

Si eres propenso a los dolores de cabeza, aléjate de la cafeína, porque pueden aumentar, debido al efecto estimulante que tiene en el cerebro. Vamos, que lo mismo nos mantiene despiertos, pero también nos hará desear que llegue la noche para dormir y descansar de ese dolor de cabeza terrible.

Y a toda esta larga lista, también debemos añadir que es posible que sientas náuseas, por el efecto diurético del café. Si eres una persona muy sensible, incluso puede afectarte al estómago y en casos extremos y no muy frecuentes, puede que te produzcan vómitos. Pero si te tranquiliza, diremos que eso no ocurre casi nunca.

Así que la próxima vez que veas una taza de café, piénsatelo dos veces antes de tomártelo. Porque puede con cada sorbo estés acercándote a estos efectos.

Fuente: Ocio

EA

Categoria: