Una vida sana basada en el equilibrio

Una vida sana basada en el equilibrio

La salud es nuestro mayor tesoro, es una lástima que, en este mundo basado en el capital como referente vital, no se le dé la importancia que tiene hasta que nos falta. Solo entonces es cuando nos damos cuenta de que nada tiene sentido y, aunque hayamos conseguido acumular alguna suma de dinero o vivir desahogadamente, sin salud no nos queda nada.

El cuerpo hay que cuidarlo, es el único que tenemos y nos ha de durar en óptimas condiciones que nos facilite el llevar una vida digna hasta que esta llegue a su fin. Las prisas y el estrés hacen que lo descuidemos con una mala alimentación, largas jornadas laborales que suelen ser de carácter sedentario, con trabajos de oficina o que implican poco movimiento físico.

Lo peor de todo es que como el trabajo y las obligaciones personales o familiares nos ocupan prácticamente todo el día, tampoco nos queda tiempo ni fuerzas para realizar algún ejercicio físico que nos mantenga sanos.

Pero si queremos estar saludables, si queremos que además esa salud se conserve en el tiempo y no empiecen a salir achaques a medida que vamos cumpliendo años, este ritmo de vida tiene que cambiar. Debemos pisar el pedal del freno y empezar a cambiar paulatinamente este estilo de vida acelerador tan poco recomendable.

Debemos encontrar el justo equilibrio entre una buena alimentación y una rutina de ejercicios que nos ayude a mantenernos en forma y en el peso adecuado a nuestro sexo, edad y complexión física. Hay ejercicios específicos para cada parte de nuestro cuerpo, incluso para esas más rebeldes, como los que específicamente se enfocan en reducir la grasa abdominal o fortalecer las piernas, ganar volumen en los brazos, aumentar de peso… en este post de EjerciciosDeGluteos.com te explican, por ejemplo, cómo fortalecer esa parte de nuestro cuerpo. Todos estos ejercicios, además de mantenernos en forma, nos ayudarán a sentirnos más atractivos y, por lo tanto, mejorarán nuestra autoestima.

Otra de las grandes ventajas que reporta el ejercicio diario es la liberación de endorfinas, la hormona de la felicidad, la cual nos reporta placer y nos ayuda a combatir y a paliar muchos dolores.

Sin embargo, en ocasiones, hay malestares que no nos dejan rendir, ni en el trabajo, ni en nuestras rutinas de ejercicios, ni en nuestras obligaciones familiares… como por ejemplo un dolor de cabeza. Si se produce en ocasiones aisladas, no hay por qué darle más importancia, pero si conviene conocer remedios caseros dolor de cabeza para poder seguir realizando nuestra vida normal.

Algunos remedios caseros dolor de cabeza son muy efectivos y te librarán de ese malestar que no dejan que te concentres en ninguna actividad, pero si se repiten con demasiada frecuencia, entonces deberías consultar con un profesional de la salud, pues puede que el problema sea más grave de lo que quisiéramos.

La medicina deportiva

Debes prestar especial atención si los dolores de cabeza o cualquier otro malestar se producen después de realizar ejercicio o alguna actividad física moderada o intensa. En ese caso, lo más adecuado será que recurras a un profesional en medicina deportiva para que estudie y analice tu caso concreto y te realice Pruebas de esfuerzo, entre otros test que crea convenientes.

La medicina del deporte es una especialidad que se centra específicamente en el estudio de los efectos del ejercicio o de cualquier actividad física en el organismo humano. Se usa tanto para la prevención de lesiones como para el tratamiento de enfermedades.

En cuanto a las pruebas de esfuerzos, se tratan de test físicos estandarizados que nos van a aportar mucha información útil para aplicarla a nuestro entrenamiento y saber en qué nivel físico nos encontramos. Sus resultados nos permitirán adaptar eficientemente nuestro programa de ejercicios y así se disminuye el riesgo de padecer lesiones o algún que otro trastorno por someter a nuestro organismo a un ejercicio excesivo.

Aunque existen diversos tipos de pruebas de esfuerzo, el más utilizado consiste en un test progresivo en el en tapiz rodante (cinta para correr) o cicloergómetro (bici estática).

Al comienzo de la prueba, se empieza a correr o pedalear a un ritmo cómodo y progresivamente se irá subiendo la intensidad. Estas pruebas no duran demasiado, unos 15 minutos.

Para poder obtener datos útiles de la prueba, se realiza un electrocardiograma y un análisis de gases, para poder analizar a qué velocidad se producen cambios significativos en nuestro corazón o en el consumo de oxígeno y dióxido de carbono.

Estos datos, analizados por un profesional, ayudarán a elaborar un programa de entrenamiento con la intensidad adecuada para nosotros atendiendo a cómo responde nuestro cuerpo.

La fruta debe implementarse en la dieta

Para conseguir ese equilibrio del que venimos hablando desde el comienzo de este artículo, es necesario aumentar la cantidad y la variedad de los alimentos que ingerimos, en los cuales la fruta fresca debe ser básico en la dieta diaria, pues su aporte de nutrientes, vitaminas y minerales es esencial para el correcto funcionamiento de nuestro organismo.

Mucho se ha escrito sobre los beneficios de las frutas en la salud y por todos son conocidos, sin embargo pocos son los que cumplen las cinco raciones al día que se han de ingerir de frutas y verdura fresca. Además, queremos hacer especial hincapié de no limitar la variedad de frutas que ingerimos a tres o cuatro tipos, sino que debemos ir cambiando e incluir las frutas exóticas. Existen frutas tropicales muy sabrosas que harán las delicias de los paladares más exigentes y además tienen muchas propiedades. Si quieres conocerlas, solo tienes que visitar https://frutasexoticas.info e informarte.

Entre ellas te sorprenderá encontrar algunas que son verdaderos superalimentos y con sabores llenos de matices que tal vez no conocías, pero que seguro te gustarán, pues son un verdadero pacer para los sentidos.

Así que para lograr el equilibrio que nos reportará salud no solo a corto, sino a medio y largo plazo, para llegar a saludables a edades avanzadas, debemos cuidar nuestra dieta, incluyendo mucha fruta y verdura fresca, y realizar ejercicio, siempre bajo un estricto control de los profesionales, sin sobre esfuerzos que puedan lastimarnos o causarnos algún tipo de enfermedad.

Recuerda recurrir a la medicina deportiva para no lastimarte y a la sabiduría de toda la vida, con esos remedios caseros que nos evitan tomar fármacos cuando no son estrictamente necesarios ya que pueden producir con facilidad efectos secundarios realmente molestos. Eso sí, ante cualquier malestar o dolencia que se prolonga en el tiempo o que adquiere intensidad, la visita al médico es obligada.

NP/MA

Tags: 
Categoria: