El aire de la oficina te hace menos inteligente

Un nuevo estudio informa que nuestro entorno de trabajo también afecta a nuestro cerebro.