Skip to main content
Alarma sobre la posible virulencia de ómicron, lo que dicen los científicos

Alarma sobre la posible virulencia de ómicron, lo que dicen los científicos

Investigadores de la Universidad de Hong Kong (China) publicaron recientemente en la revista Emerging Infectious Diseases un estudio preliminar en el que aseguran haber detectado una posible transmisión de la variante del covid-19 ómicron entre dos personas completamente vacunadas que se alojaban en habitaciones separadas por un pasillo en un hotel de cuarentena de dicha ciudad.

Según los científicos, los pacientes eran dos hombres vacunados con dos dosis de Pfizer. Uno de ellos llegó a Hong Kong desde Sudáfrica el 11 de noviembre, mientras que el otro llegó desde Canadá un día antes. Ambos habían dado negativo al test de covid-19 dentro de las 72 horas antes de su arribo a Hong Kong.

"Ambos pacientes se quedaron en el mismo hotel de cuarentena y tenían habitaciones en el mismo piso", explican los investigadores, subrayando que las habitaciones estaban separadas por un pasillo.

Imágenes de las cámaras de seguridad del hotel mostraron que los dos individuos infectados nunca abandonaron sus habitaciones durante el período de cuarentena.

"No se compartieron artículos entre las habitaciones y otras personas no entraron en ninguna de las habitaciones", se señala en el estudio.

De hecho, la única vez que los hombres abrieron las puertas fue para recoger los alimentos que se colocaron frente a estas por el personal del hotel.

"La transmisión aérea a través del corredor es el modo de transmisión más probable", escribieron los investigadores, quienes agregan que tal propagación podría sugerir que el ómicron es más infeccioso que las variantes anteriores del virus.

David Edwards, científico de la Universidad de Harvard (EE.UU.) le dijo al medio Insider que es posible que el virus exhalado por el viajero proveniente de Sudáfrica (quien dio positivo a la variante ómicron el 13 de noviembre) se haya deslizado por debajo de las puertas y haya llegado a la habitación al otro lado del pasillo. El otro hombre desarrolló "síntomas leves" el 17 de noviembre y, al día siguiente, también dio positivo.

¿Culpa de corrientes de aire y mala ventilación?

"Si el hotel tuviera aire acondicionado y, en particular, una humedad relativa baja, las gotas exhaladas del sudafricano pueden haber sido incluso más pequeñas [que una milésima de milímetro], y el paso por debajo de las puertas y los pasillos es fácilmente plausible", explicó Edwards, añadiendo que una ventilación imperfecta en el pasillo o incluso una corriente de aire causada por las ventanas abiertas en las habitaciones podría haber aumentado la probabilidad de propagación viral de una habitación a otra, reseña rt 

La cepa ómicron fue detectada por primera vez a finales de noviembre en Sudáfrica y, desde entonces, se ha propagado por más de 40 países, haciendo saltar las alarmas en todo el mundo y fomentando el cierre preventivo de fronteras.  YS  (Foto: VOA )