Magnate ruso Vladímir Kejman es el nuevo dueño del Sur del Lago